Archive for Viajes

Vivir en Berlín

Bueno, ha pasado casi un año pero nunca es mal momento para retomar y completar las cosas que dejé a medias. Sobretodo después de unos cuantos posts que atentan contra mis principios (escribir algo útil para alguien, no cebarme con mi ego) pero que me vinieron bien para relajar. Por lo demás puede que no tenga todo tan fresco pero al menos sí puedo dar un visión más objetiva que cuando llegué.

Primero dejar claras un par de cosas. En ningún momento tuve que buscar curro ni piso, estaba en un curso introductorio de alemán. Así que tenía un dinerillo y poco de que preocuparme. Ya comenté qué tal estaba el tema de alimentarse, así que ahora veré un poco qué me queda y ya está.

Transporte

Este me parece uno de los puntos fundamentales; cómo te vas a mover por la ciudad. Y claro, esto depende de cuánto tiempo vayas a estar.

Si es solo un par de días y quieres ver los típicos lugares recomendados y algo más pues al transporte público. En 2007 estaba sobre 2 euros y poco el billete de u-bahn/s-bahn (como si fuera el metro o los típicos trenes de la renfe). También había billetes más baratos para un par de paradas y los billetes esos que tienen por alemania para grupo que salen bastante económicos.

Si ya vas a estar más tiempo pues te lo puedes pensar. El abono mensual estaba a unos 72 euros. A mí no me convenció mucho, así que estuve la primera semana andando y después hice una elección muy acertada: me compré una bici (bastante interesante, por cierto). Me lo recomendó un chaval del curso y el fin de semana siguiente fui a un mercadillo de segunda mano. Por 50 euros una bici decente que revendí antes de irme. Negocio redondo, encima haces ejercicio y vas disfrutando de la ciudad.

Ya que estoy comento un poco más el tema bici. La ciudad está bastante bien adaptada a las bicis, con carriles especiales por todas partes (y bueno, como soy un poco cafre también me metía por donde no debía, pero eso ya es otra historia). Los conductores te respetaban, más que suficiente para no correr el riesgo de ser atropellado con mucha frecuencia.

Volviendo al tema del transporte. Uno de los motivos por los que más me alegré de haber comprado la bici es que así pude descubrir un montón de restaurantes y sitios interesantes simplemente por ir a todas partes callejeando. Por no hablar del paseo tan guapo que me pegué hasta Postdam. Sin la bici no habría disfrutado tanto la ciudad.

Mercadillos

Cambiando un poco el tema pasemos a los mercadillos. Uno de los más famosos es el mercado turco (Türkenmarket) de Kreuzberg a la orilla del Landwehrkanal. Sobretodo había comida y algo de ropa. No estaba mal pero a mí me gustan más mercadillos de trastos viejos e inútiles, pero debo decir que los dátiles estaban bien ricos. Este mercado se puede ver martes y viernes. Recomiendan verlo los viernes, yo desgraciadamente solo pude pasar un martes así que no puedo comentar la diferencia.

De trastos y un poco de todo (al estilo del rastro de madrid pero con muchos menos libros) el único al que fui estaba en Prenzlauer Berg, si no recuerdo mal en Bornholmer Strasse. Ahí compré la bici. Por este mercadillo se puede pasar los fines de semana.

Por último comentar que en todas partes leía que había un mercadillo impresionante los fines de semana por la mañana en la calle que cruza el Tiergarten pero fui un par de veces y no sé si es que tuve mala suerte pero no llegué a verlo, así que para mí es El mítico mercadillo del Tiergarten.

Gente

Bueno… como es obvio hay de todo. Lo que se me ocurre comentar de esto es que aunque en general la gente me pareción bastante agradable (te ayudaban bastante cuando les preguntabas) sí me llevé alguna mala respuesta en la zona este. Tampoco mala en el mal sentido, más bien que pasaron de mí. Eso sí, la gente que te respondía en general tenía buen nivel de inglés. Lo único que se les puede echar en cara es que les intentabas preguntar en alemán después de repasar mil veces la frase en tu cabeza y en el 95% de los casos te respondían en inglés. Por lo visto es algo bastante común (me lo comentó mi compañera de piso, que tenía mejor nivel).

El muro

La verdad es que en este viaje no pasé por la East Side Gallery. Tal vez debería haber pasado para ver si me quitaba el mal sabor de boca que me dejó la última vez. Mal sabor de boca no por el muro en sí. Sino por las pintadas. “¿Oh, pero no estaba pintado por artistas y muy bonito?” Sí, claro que sí. Pero encima de esas pintadas bien curradas hechas por artistas estaban las otras pintadas hechas por gilipollas encima de las otras jodiéndolas. Ah, bueno, por lo que representan,blablabla. Un cojón, ¿será que todas las pintadas estaban en italiano o castellano y eran en plan “Pepito estuvo aquí en el mundial”? En fin… el muro no deja de ser algo recomendable, tanto la parte pintada como alguna parte gris y fría con su doble muralla.

Otros

Uno de los lugares que recomiendo encarecidamente visitar es tacheles, una casa ocupa en Oranienburger Str. 54-56a. El edificio es la casa ocupa pintada por todas partes y por la parta de abajo hay un par de bares para tomarse unas copas.

tacheles

Si eres amigo de la cerveza no olvides devolver las botellas vacías al mismo super donde las compraste (realmente no tiene por qué ser el mismo, vale con que tengan esas cervezas) para que te devuelvan unos céntimos por cada una. Y tampoco olvides el festival de la cerveza de Berlín, a principios de agosto en Karl Marx Allee/Frankfurter allee. Pero por favor, no pidas una cruzcampo como cierta americana con la que fui…

Para el resto de turisteo… pilla una buena guía y seguro que ves cosas que desgraciadamente me perdí. Que no se os olvide pasar por el monumento a los judíos, el parlamento, el muro, etc. Y si no recuerdo mal los jueves (podrían ser los lunes, martes o miércoles…) a partir de las 6 de la tarde todos los museos estatales son gratuitos (los privados no).

Algo que me parece importante es ir atento por la ciudad. Puedes encontrar arte urbano y muchas otras cositas que hacen que la ciudad realmente merezca la pena.

pintada

Una última recomendación es dar al menos un paseo nocturno por la ciudad. No te arrepentirás (y a mí por lo menos me pareció una ciudad bastante segura para este tipo de cosas).parlamento

Seguro que se me olvidan cosas. Si eso ya editaré y por supuesto responderé o intentaré responder las dudas que os surjan en los comentarios.

~Ahhh, qué ganas me ha dado esto de volver a pegarme un viajecito… qué dura es la vida del estudiante de ingeniería, snif.~

Comments (3)

Comer y beber en Berlín

Lo primero es lo primero.

Comer

A pesar de lo que algunos creen, en Alemania se puede comer muy bien (sobretodo en la zona de Baviera, que tienen algunos platos… mmm) y concretamente en Berlín se puede comer bien y barato.

En nuestro curso preguntamos al profesor para que nos recomendara algún restaurante de comida
alemana y resulta que hay muy pocos. Lo más alemán que puedes comer ahí es Bratwurst (salchicha asada), Cuttywurst (salchicha asada con ketchup y curry) o sino un buen Döner Kebab (¡!). Según lo que nos contaron algunos profesores la idea de servir el plato kebab sin el arroz pero en el pan fue de un alemán (afirmación que pongo en duda después de haber buscado un poco).

En cualquier caso el kebab es la comida fast-food que más se vende en alemania. Si eres vegetariano siempre puedes pedirlo con falafel en vez de carne. En general los döner kebabs cuestan en torno a 2€ aunque pueden llegar hasta los 3€ o bajar hasta apenas 1€ como en el restaurante de la foto de la derecha. Las currywurst oscilan entre 1 y 2 euros.

Y aparte de lo típico muchos kebabs son también pizzerías y puedes pedir pizzas de tamaños y precios bastante razonables (por la zona de Prenzlauer Berg se pueden encontrar pizzas como la de la imagen desde 1’5€).Eso sí, cuidado con el pepperoni ya que no será de este sino de este otro.

Aparte de kebabs hay un montón de restaurantes de todo tipo en los que se puede comer bastante bien por menos de 10 euros. Desde sushi-bars hasta italianos pasando por restaurantes españoles, mexicanos, o de lo que se os ocurra. Una de las cosas más sorprendentes son las happy hours. En los sushi-bars se puede comer raciones como las que se ven en estas dos fotografías por algo menos de 10€ si aprovechamos las ofertas.

Y si aún nos queda hambre o queremos algo para desayunar/merendar podemos pasar por cualquiera de las muchas panaderías que hay para pedir algún bollo. Hay bastante variedad y los precios andan en torno a 1€ aunque varían bastante en función del bollo.

Resumiendo, que se puede comer tan barato fuera de casa que da pereza ponerse a cocinar. Y si no te da pereza puedes encontrar casi todo (salvo el aceite de oliva y alguna otra excepción) a precios muy parecidos a los españoles. Ya si por cocinar entiendes pizzas y lasañas congeladas pues a partir de 0’70€ y 1’25€ respectivamente (marca y precios del Kaisers, calidad aceptable).

Beber

Si te gusta la cerveza estás de suerte. Montones de variedades a precios muy muy aceptables.

Puedes beber en la calle de forma legal, en bares/pubs típicos o bien en los biergartens.

Pero no todo es cerveza, a continuación recomendaré un par de sitios para comer y entre ellos uno para beber vino que sale bastante barato.

Recomendaciones y restaurantes que pueden estar bien:

  • Típico alemán:
    1. Nombre: Schusterjunge
    2. Dónde: Danzinger Strasse 9
    3. Precio: En torno a 10 €
    4. Información adicional: No he llegado a ir porque lo descubrí bastante tarde, pero aparece como recomendación en varias guías.
  • Sushi:
    1. Nombre: Fuki Sushi
    2. Dónde: Cruce de Rosenthaler Alle con Gormanstrasse
    3. Precio: Entre 2’5 y 3€ la ración de 6 Maki.
    4. Información adicional: Tiene happy hour de 12:00 a 23:00, esto implica 2×1 en todos los platos de sushi (la foto de los 24 maki es de este sitio). La calidad no es demasiado buena, es decentilla. Hay otro restaurante similar con precios similares en Hackester Markt.
    1. Nombre: Ishin
    2. Dónde: Mittelstrasse 24, al lado de Friedrichstrasse.
    3. Precio:Los menús se quedan a unos 6 euros (9 el de atún rojo que se ve en la foto de arriba,mmm atún rojo…).
    4. Información adicional: Happy hour de 11:00 a 16:00, es decir, descuento en los menús. Aparte nada más llegar te sirven un té verde calentito calentito.
  • Vino:
  • Wienerie Traposa: Es un local muy curioso. La filosofía del sitio es no imponer precios, tú bebes y al final pagas lo que creas justo (en España no funcionaría ni de coña xD;justo = 0). Hasta las 8 te sirve las copas una chica muy maja que también te da a probar los vinos (en general no son muy allá, pero según un francés alguno se salvaba) y te piden como “donación mínima” 2 euros.
    A partir de las 8 el sistema cambia. Tienes que pagar 1 euro por la copa y ya te sirves tú solo. Eso sí, el mínimo desaparece, ya solo es, “lo que creas justo”. Aparte sobre las 9 empiezan a repartir la carta para que pidas algo de cena si quieres. Nosotros probamos unos tortellini rellenos de pasas y un filete con espinacas sobre puré de patata, todo muy rico (igual efecto del vino, ya se sabe…). En este caso te suelen pedir que dejes algo más, en torno a 10 euros. Y ya por si faltaba algo, en algunas de las mesas en lugar de sillas hay sofás.

    Está en Zionskirche platz, en frente de la iglesia. De todas formas la forma más fácil de encontrar el sitio es yendo por Kastanienallee (desde la parada de U-bahn de Eberswalder Strasse) hasta una plaza con una iglesia

    Pues esto es todo hasta el próximo post, que igual tarda, pero llegará.

P.D:Actualizado con unas direcciones que faltaban y links a google maps en cada dirección.

Comments (8)

Ich bin ein Berliner!

Qué mejor que una cita de Kennedy para empezar. Y como dice la página de la wikipedia, aunque circula por EEUU la leyenda de que está mal dicho y que está diciendo que es un Berliner en el sentido de “bollo relleno de mermelada” (que por cierto está bien rico) no es así, la frase es correcta. 

Una vez dicho esto que no venía a cuento empiezo: Tengo profesora privada.

Ayer era mi primer día en la escuela alemana, así que me levanto tan tranquilo, desayuno, hablo un poco con la compañera de piso (española) y salimos en U-Bahn (el metro) hacia la escuela. 9 paradas de nada, se me ha hecho más agradable el paseo, que son 50 minutejos.

Llegamos y empieza la diversión. Empieza el de recepción a hablar en alemán, yo tan tranquilo sin enterarme de nada y de repente me da un papel. Lo miro por encima  y está completamente en alemán. Mmm, iba a hacer una pregunta cuando dice que es un examen de nivel (menos mal que me contuve un poco andesde pedirle una copia en inglés, habría quedado gracioso xD). Ya le digo que “level zero (pero sin hacer el chiste de “como la coca-cola”), starter” y me dice que espere.

Pues a esperar, unos 5 minutos después ya me está llevando una profesora hacia una clase. Entro y los típicos “guten tag”, “hi”, etc. Me siento y me va dando la sensación de que algo está mal. Igual puede ser que tengan parrafadas en alemán en los cuadernos, que se conozcan todos…y me da que no debería ser normal en un curso que acaba de empezar. Y claro que no sería normal, llevaban 3 semanas de clase y esta era ya la última. Cara de circunstancis. Después de que me pregunte cómo me llamo y que de dónde soy (en alemán) sin obtener respuesta me empieza a hablar en inglés. “Starter”. Inmediatamente sale a buscar a alguien. Según me sacan de la clase entra otro alumno nuevo (polaco).

Bajamos a recepción y me dejan tirado otro momento mientras van a buscar al director/encargado o lo que sea. Han entendido que esa clase era un pelín complicada para mí.

 Me llevan al despachito y una mujer mu’ amable empieza a chapurrear (con todos mis respetos,¿eh? xD) un poquito de español. resulta que esta semana NO empezaba un curso nuevo. Hay que ver, y yo que creía que eso tenía que haber quedado claro… Entonces me ofrecen una solución, ya que está claro que no pueden dejarme tirado una semana porque esto ya está pagado y el fallo ha sido suyo ya que estaba especificado que yo no tenía ni puta idea de alemán. Profesora privada solo para mí durante esta semana y luego ya empiezo el curso normal.

No es mala solución, aunque me pierda la última semana lo que no veré será más vocabulario y me perderé también la preparación del examen final, pero a cambio he ganado una semana de clases (si bien con un par de horas menos) solo para mí (y el polaco del que hablé antes, que se quedó en la misma situación). Así que así estoy. Con dos días de clases privadas, con un poco de dolor de cabeza y flipándolo porque ya entiendo (máaaaaaaas o menos) textos simples y soy capaz de escribir frases sencillas en presente. xD

 Aunque la cagaron un poco con lo de mi entrada en las clases por lo menos resolvieron rápido. Todo lo que he contado desde que llegué a la escuela hasta que me dijeron lo de la profesora privada pasó en unos 20 minutos. La profesora es amable y las clases van cundiendo. De todas formas se nota que en esta escuela la gente curra, no como en esa a la que se va cierto colega en viena (que lo único que hace es beber; un caso curioso, ahí se invierte ya que en Madrid solo estudia y nunca sale a beber xD), y lo digo porque hoy he ido a los ordenadores a hacer ejercicios de repaso del primer capítulo y algunos del segundo (que se note que vamos rápido :p) y había bastante gente ahí estudiando.

Y aparte del tema de la escuela pues ya estoy completamente instalado y el apartamento está tranquilito. Se supone que la compañera que nos falta no es francesa, sino española  más, pero tampoco ha aparecido. Y sí, he dicho otra más, que con tanto español por la escuela va a ser imposible practicar inglés y menos ahora que aún no tengo gente de mi grupo con la que salir por ahí. Si es que… no se puede salir a practicar idiomas.

 P.D:Como última anécdota curiosa, decir que la profesora nos ha dicho “iba a traer un dado para un ejercico pero no lo he encontrado” lo ha flipado cuando he sacado un par de la mochila (los tendría ahí de algún señor del tres).

Dejar un comentario

Berlín: Primeras segundas impresiones

Pues parece que las vacaciones que le di ayer a esto no van a ser tan vacaciones. Más bien un paréntesis para comentar cosas sobre Berlín.  Ya vine el año pasado, pero no me parece lo mismo (ni de lejos) pasar por aquí en el inter-rail que estar un mesecito entero estudiando alemán en un apartamento compartido.

Empecemos desde el principio.

En el aeropuerto me he acordado de un post del finlandés (que linkearía pero me da mucha pereza buscarlo, ya que este no es mi ordenador y no tengo los links a mano) en el que decía que le habían parado en el metro un par de policías para pedirle la identificación. Por ese tipo de situaciones en las que te ven las pintas y dedicen que no te importa perder un rato. Pues eso pero pidiéndome que abriera la maleta (una vez saliendo del aeropuerto de Berlín, en las aduanas) y sacara todo para ver si llevaba algo chungo. Que yo qué sé qué cojones buscaría el tío porque me reviso la maleta pero no la mochila, encima que me hace perder el tiempo hace una chapuza. Si es que…

 Pero bueno, pasando de que esa tontería me joda el principio del viaje. Menos mal que el tío de easy jet que hablaba en el avión era un cachondo y te reías un rato con las chorradas que decía. La primera vez, oiga. xD

 Lo siguiente ya ha sido darse una vueltecita en el S-Bahn hasta el apartamento (creía que era residencia, pero no) para dejar las cosas y descansar un poco, que el avión salía a las 7 de la mañana y con lo agonías que son mis padres pues ha tocado levantarse a las 4. Nada, que dos horitas de sueño con un descanso en medio para un sandwich y de repente a las 3 me reactivo. Voces en la cocina. ¿Sería la francesa que está aquí de la que me habló el dueño del apartamento? Salgo y veo dos chavalas sonrientes, alegres y que alegraban la vista. Pero nooo podía ser tan bonito. xD
Resulta que son las dos que se iban hoy para dejarle hueco a una o dos personas que llegaban hoy. Así que casi partiéndome he optado por huir para evitar situación violenta post:
-Are you leaving today or…
Yes, we’re leaving. (con sonrisa incluída)
Y luego pensamiento mío de “mierda!” que más que probablemente se haya reflejado en la cara, cosa de estar recién levantado. xD

Paseíto por la ciudad, caminando bajo la lluvia, ale, viendo cosas curiosas como un restaurante espanol con una carta curiosa (tengo la foto pero no puedo subirla, ya actualizaré los posts con las fotos cuando vuelva a Madrid) en plan “Pimientos (cojonudos)”, ¿pero eso no eran los espárragos? xD
O un sushi bar con happy-hour de 2×1. Solo queda que esté bueno el sushi ese.
Y aparte de más sitios de comida muy baratos (me acabo de tomar una pizza por 1’75€) pues poca cosa, es lo malo de que llueva, sea domingo y esté todo cerrado, así que me he vuelto a ver si había llegado ya alguien. Que va a ser que no, así que lo más probable es que me vaya a por una cervecita. Mmm…

Ya no queda mucho que hacer hoy, porque estoy un pelín cansado y aparte mañana tengo que levantarme para ir a mi primer día en la escuela de alemán. Qué duro es estooo de entrar a las 9. Aparte espero que no den demasiada caña, lo justo para que no sea un curso intensivo mortal. Y de paso también espero que quien tenga que llegar al apartamento sea una persona maja, no como el tío de las pizzas, que era to’ borde.

Otro día más. Ahora sí que no me comprometo a nada porque no sé cuándo volveré a tener un ratejo libre como éste. Ale, pues saludos desde Alemania.

Comments (2)

Inter-Rail: ¿Ampliando horizontes?

Estaba yo tan tranquilo y feliz hace unas semanas hablando con un colega sobre volver a hacer un inter-rail éste año y de repente me entero de que ha cambiado el sistema.

Descripción breve del nuevo plan:

  • No hay zonas.
  • Hay billetes flexibles que te dan la posibilidad de viajar X días en un plazo mayor. [Por ejemplo, 10 días en 22, puedes coger trenes con el pase del inter-rail 10 días en un plazo de 22]
  • Entre los pases flexibles están los pases por países, para estar los días que sean en un país.
  • El pase de 22 días pasa a ser global.
  • No hay billete de 16 días.
  • Se puede ir a Rusia (solo la Rusia europea, anda de transiberiano).

Creo que con esos 6 puntos es suficiente. Toda la info de los precios está en la página oficial cuyo link dejo al final.

Lo primero es que la información sobre este nuevo modelo es muy escasa. Ya actualizaré con un nuevo post cuando estén claros todos los detalles, porque en estos momentos hay un montón de dudas sin resolver.De todas formas por lo que se puede ver no es algo tan dramático como lo pintan algunos aunque sí es verdad que para mucha gente es una auténtica putada que se pierda el billete de una zona en 16 días por 195 euros.

Si se tiene tiempo el billete de 22 días ha ganado libertad por unos 30 euros. Puede que dos zonas sean suficientes, pero si pillabas la de Francia y la de Alemania era fácil quedarse con ganas de pasar por Praga y Budapest. Ahora puedes aprovechar y pasar por esos países sin ningún problema. Sin contar la posibilidad de viajar a Rusia.

De todas formas el problema de Rusia es que hace falta un visado y es bastante restrictivo por lo que he podido leer la página del consulado. Así que en caso de que la posibilidad de un inter-rail para este verano empiece a prosperar va a tocar pasar por el consulado para verqué posibilidades hay de ir por ahí en plan cutre.

Volviendo al tema, el principal punto negativo es que con estos cambios se hace mucho más complicado organizar el viaje si no tiras de un billete global. La planificación pasa a ser muy necesaria para ahorrarse pasta y evitar quedarse tirado por ahí .

Parece que este nuevo modelo se centra en un inter-rail más tranquilo y sosegado, pasando más días en cada ciudad. A mí no me parece mal, pero si no tienes un global estás perdiendo la posibilidad de perderte por pueblos con trenes regionales y ese tipo de cosas que para muchos son el espíritu del inter-rail.

Desde el foro de la comunidad española de inter-rail se está intentando mover algo los hilos para hacer más accesible este inter-rail y recuperar el billete de 16 días. Esto acompañado de unas dudas sobre el funcionamiento de los pases al cruzar las fronteras, cosa que no está nada claro cómo queda.

Solo queda esperar y ver cómo se va desarrollando esto. Entra en vigor el 1 de abril, así que si queréis disfrutar de las zonas aún tenéis haste el 31 de marzo para comprar el billete, sabiendo que tiene un plazo de validez de 2 meses desde el momento de la compra.

Link al foro.
Link a la página oficial.
Información sobre el visado para rusia.

Comments (7)

Inter-rail, un viaje más allá… de Hendaya

Voy a hacer una “breve” descripción. Aunque en flickr ya tengo el viaje entero me falta algo a rasgos generales. Así de paso reuno los conocimientos obtenidos de aplicación directa en otros viajes.

El viaje puede hacerse más o menos planificado. La ruta puede tenerse muy cerrada, completamente abierta o dirigida como en nuestro caso. Dirigida quiere decir que teníamos más o menos un rumbo fijo pero con opción a desviarnos a alterarlo. Es cierto que mola bastante ir a la aventura, llegar a una ciudad sin tener ni puta idea estando completamente perdido, pero al final la mayoría de las veces sale más barato y mejor si se preparan algunas cosillas antes de ir. Por ejemplo los albergues; el albergue que teníamos en Berlín ya lo habíamos buscado antes de ir y nos salió bastante barato. El de ginebra también (dentro de lo que cabe) pero en Munich y París nos sablaron bastante y estoy seguro de que podríamos haber encontrado algo bastante más barato con echarle un ratillo en google. Así que si repitiera el viaje haría algo parecido respecto a la ruta pero me llevaría un buen cuadernito con albergues y sitios baratos de las ciudades por las que fuera a pasar seguro y de unas cuántas más por si acaso.

Una vez empezado el viaje llega la hora de coger trenes, que para algo se llama inter-rail. En general lo mejor es coger trenes nocturnos y sin pillar reserva, así te aseguras poder disfrutar del día siguiente en tu destino y si tienes suerte gozar de unas maravillosas aventuras nocturnas. A continuación una visión global del recorrido:

mapa

Por la zona de Francia hay que reservar casi todos los trenes, desde 2 euros que nos costó el tren nocturno a ginebra (bastante cómodo) hasta los 11 que nos sacaron en el trayecto Bruselas-París. Me gustaron más los trenes de Austria, Suiza y Alemania. Los inter city(IC) y los inter city express (ICE) están bastante bien, lo malo es cuando te metes en la línea que va desde Ginebra hasta Praga pasando por Berna, Zurich, Salzburgo, Linz, Viena, Budapest y a veces hasta entrando por Alemania para hacer una paradita en Munich y alguna otra ciudad. Os podéis hacer a la idea de cómo están esos trenes: petadísimos de gente. Sin embargo eso que en el momento puede no gustarte mucho (a mí hasta me gustó un poco, pero me sé de ciertos tres compañeros de viaje matarían antes de volver a entrar ahí xd) pero hay que reconocer que tiene su encanto. Ir a toda hostia a pillar los sitios no reservados antes de que otros mochileros como tú se metan y ocupen todas las plazas. Esto es especialmente divertido si vas en un grupo grande (más de 6 personas que es el tamaño de los compartimentos) y no sabes cómo va el sistema de reservas. Además en estos trenes puedes darte una vuelta por el pasillo y conocer gente.

En fin, dejemos el tema de los trenes para pasar a cómo está planteado el viaje. Según con quién vayas toca enfocar el viaje de una forma u otra, no a todo el mundo le gusta hacer/ver lo mismo. Nuestro viaje acabó siendo una matada de horas de tren para hacer un recorrido un poquito bestia para el tiempo disponible. Según mi opinión demasiadas ciudades, me habría gustado mucho más estar más tiempo en algunas e ignorar directamente otras, pero bueno… miraré el lado positivo y pensaré que ahora al menos tengo una opinión general de unas cuantas ciudades europeas. Al viaje le faltó tiempo para callejear por las ciudades, no solo un recorrido de un monumento a otro. Eso y un poco de variedad, como esa excursión por Bretaña a medianoche.

Igual que para ver cómo se plantea el viaje, la compañía en la que vayas es algo que cambia completamente el resto del viaje. En estos viajes se conoce mejor a la gente y cuando ya llevas un tiempecillo es normal que haya más roces, sobretodo si se está durmiendo poco, comiendo mal y esas cosas que hacen tan susceptibles a la gente. Encima ciertas actitudes propician la mala hostia y el mal rollo. Por ejemplo, alguien que va aparentemente muy negativo y descalificando todo (sí, date por aludido, sobretodo tú) es bastante probable que te haga disfrutar mucho menos algunas cosas. Aunque en un principio te dé igual lo que diga al final acaba molestando y jodiéndote algo que podría gustarte, además de desanimarte y quitarte las ganas de currarte cualquier cosa. Lo mismo pasa con actitudes de no hacer nada, ya que vas te mueves un poco, para estar todo el rato sin hacer nada te quedas en casa y te ahorras los 700 euros (o más) que puede costarte el viaje o te piras a la playa dos semanas a tocarte los cojones. Igual llegué tan activo al viaje este para contrastar con el periodo de dejadez en casa de ese tinerfeño tan dejado. Mmm, ya me he desahogado un poco.

Vamos, quepara salir de viaje hace falta cargarse de paciencia y buen humor para no acabar a hostias. Creo que en este aspecto más o menos cumplimos, quitando broncas tontas como una plan niño pequeño de “yo soy como soy y no pienso aguantarme nada” o “estoy harta de que me quites el mapa, haz lo que te salga de los cojones”, “como volvamos el día 2 y no el día 1 te mato arrancándote ly cosas así. Pero bueno, me quejo pero podría haber sido peor.

Mmm, qué cosas importantes me quedan comentar… la comida, es verdad, que ya me lo he recordado antes como cosa importante para no matarse unos a otros. La comida suele ser muy cutre, te acabas cansando de algunas cosas aunque mucho menos de lo que haces notar porque siempre se acaban haciendo coñas sobre si otra puta vez la misma mierda de embutido, o la misma mierda de paté o lo que sea. Así que a la hora de buscarse los albergues está bastante bien que tengan cocina, ya que así comes mejor (y no sale más caro, lo que te gastas en que tenga cocina te lo ahorras en comida). Además en estos ratillos de cocina se conoce a bastante gente y ves cosas curiosas (más curioso les pareció a unos australianos que mezcláramos con la pasta queso y carne en la propia sartén).

Ahora que me sale lo de la gente de los albergues. Tal y como somos los españoles (en general) puede parecer curioso que haya tanta gente que se va de viaje sola, durante unas cuantas semanas o meses, a ver mundo. Eso sí, algunos de esos están locos, son unos creídos o como el negro llamado Mo en París, que iba solo porque decía que no le aguantaba nadie. xd

Ale, si queréis saber algo más sabéis dónde encontrarme. Espero que las ideas principales hayan quedado claras.

Ah, sí, a pesar de algunas notas negativas y muy negativas el viaje es la hostia y merece muchísimo la pena. Ya mismo quiero volver a repetir aunque cambiando un poco las compañías. ¿Alguien se apunta de visita por Hungría, Polonia, Alemania, Dinamarca, Suecia, Finlandia u otros destinos a escoger?

Comments (4)