Sopa de cebolla con tosta de queso

Primero cierta persona de tenerife me pasó esta receta y a los pocos días me llegó cierto regalito con una receta prácticamente igual pero con otras cantidades. Al final me decidí por algo parecido a lo de la segunda cambiando el tipo de caldo y aquí está el resultado:
Sopa de cebolla con tosta

Es una receta fácil de preparar pero que lleva bastante tiempo… Al final dejaré una versión rápida, no la he probado pero tampoco tiene que estar tan mal. xD

Ingredientes:

  • 4 cebollas grandecillas.
  • 1 litro de caldo de pollo (la receta original es vegetariana, así que esto es sustituible por sopa de verduras).
  • Una rebanada de pan (mínimo) por comensal.
  • Quesos varios, recomendación del libro: Gruyere.
  • Sal.
  • Aceite.

Preparación:

  1. Freír la cebolla hasta que esté doradita (hay que tener cuidado para que no se queme, así que cuando lleve un rato hay que vigilar bastante y removerlas constantemente), en esto te puedes tirar una media hora si quieres que quede bien.
  2. En la misma sartén añadimos el litro de caldo y echamos sal al gusto.
  3. Se deja a fuego lento/medio para reducir el caldo. Yo lo he tenido más o menos una hora, con remover cada 20 minutos más o menos va bien.
  4. Se sirven raciones individuales en algún recipiente apto para horno.
  5. Se coloca la rebanada de pan tostada (pero no mucho, ya que va a estar gratinando en el horno, la idea es que no se deshaga en la sopa) y se espolvorea queso rallado por encima del recipiente. También se puede añadir algún pedacito de queso más grande sobre la tosta.
  6. Se gratina en el horno y listo para comer.

Recomendación: Ir mojando la tosta en la sopa y echándole cebolla por encima.

Receta en versión rápida: Comprar un sobre de sopa de cebolla, hacerla, colocarle la tosta, echar el queso y gratinar. Obviamente no será lo mismo, pero se puede conseguir algo “parecido”.

3 comentarios »

  1. Nickloading said

    Persona de Tenerife al habla.

    Por lo que parece la sopa te quedó mucho menos espesa que a mí, eso pasa porque la receta que yo utilicé (y que te dije :P) añade algunas otras cosas a la cebolla antes de ponerle el caldo. A saber, vino, ajo, algunas especias y ¡harina! Es fundamental añadirle entre dos y tres cucharadas soperas de harina a la cebolla (antes del vino, que si no queda una cosa muy rara) para que el caldo espese más.

    Por eso la receta mía llevaba el doble de caldo (medio litro por cebolla en lugar de un cuarto por cebolla que lleva la tuya). Al final se reduce el caldo igual, pero la harina hace que se espese y quede más consistente.

    Un apunte. La receta original es francesa y no precisamente vegetariana. Se hace con caldo de pollo especiado (con hinojo, tomillo, puerro, zanahoria y pollo) y se hizo una adaptación para la cocina vegetariana. El caldo de verduras debería hacerse con cebolla, puerro, tomate, zanahoria, hinojo, tomillo, orégano, sal y un poco de vino blanco (queda muy rico, inclusive para tomar solo).

    Otro apunte, la receta original efectivamente lleva pan tostado gratinado al horno, pero se puede sustituir por picatostes al ajo y daditos de queso mezclados. Es más sencillo y no requiere un recipiente para horno. Los mejores recipientes, no obstante, no son los de barro sino los de cristal refractario (esos que aguantan una burrada de grados).

    No sé, ahí. Adiós :D

  2. A ver cuándo vuelvo a hacer una de tus recetas, ésta parece fácil :3

  3. mjjulieta said

    mmmmmmmmmm buena pinta.

RSS feed for comments on this post · TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: